1 de setembre de 2007

Natura morta (Sanxia Haoren)


"Me gustó que el título internacional [Still life] utilizara una expresión procedente de la pintura, la de una naturaleza muerta, por mor de Liu Xiao-dong, pero también porque para mí significa mostrar los rastros de una vida que ya no existe. O de la que tal vez ya sólo quedan las manifestaciones más primarias. Naturaleza muerta intenta transmitir ese soplo de vida a pesar de todo, mediante los objetos más simples, los cigarrillos, el vino, la comida: aquello a través de lo que, pese a todo, se comunican los hombres, se sienten en compañía, aunque no hablen. Esos objetos banales estructuran la película. Esta dimensión material está menos presente en el título original, Las valientes gentes de Hubei, que pone un mayor énfasis en las personas".

Fragment d'una entrevista al realitzador xinès Jia Zhang-ke (Cahiers du cinéma edició espanyola) a propòsit del seu film, Still life (Natura morta), rodat en els pobles destinats a desaparèixer arran de la faraònica i anti-ecològica construcció de l'anomenada presa de les tres gorges, un projecte que ja havia entusiasmat a Mao Tse-tung (artífex, recordem-ho, del desastrós salt endavant).